Lo torturaron para inculparse del atentado contra Maduro, asegura familia de opositor

8/11/2018 02:36:00 p.m.

La familia del diputado venezolano Juan Requesens, quien ha sido acusado por el régimen de Nicolás Maduro de ser cómplice del atentado con drones del sábado 4, cree que el legislador fue torturado para inculparse. Este viernes, Jorge Rodríguez, el ministro de Comunicación del Gobierno, presentó un vídeo donde el diputado confiesa supuestamente haber participado en el complot a solicitud del parlamentario Julio Borges, exiliado en Colombia.

"Hace varias semanas fui contactado por Julio Borges, quien me pidió el favor de pasar a una persona de Venezuela a Colombia, se trata de Juan Monasterio", asegura Requesens en un vídeo del que se desconocen las condiciones en la que fue grabado.

En el vídeo presentado por el ministro Rodríguez, Requesens dice de propia voz haber gestionado el ingreso a Colombia de Juan Monasterio Vanegas, uno de los acusados de estar implicado en la explosión de dos drones cuyo objetivo era matar a Maduro y a la cúpula del régimen. Monasterio Vanegas, quien según la versión oficial fue detenido por transeúntes el día del incidente, culpó a Requesens en un vídeo hecho público el martes.

La grabación de Requesens tiene un notable retraso entre el audio y la imagen y fue presentada por el Gobierno como prueba de la supuesta autoría intelectual de Borges en el hecho. Caracas ha solicitado a Interpol la detención del parlamentario radicado en Colombia.

“El que conoce a Juan sabe que él no habla así”, dijo Rafaela Requesens, la hermana del diputado detenido. La familia y la defensa del opositor estuvieron cuatro horas a la espera de la audiencia preliminar del inculpado, que ha sido diferida hasta el lunes. Su abogado no tuvo acceso al expediente ni pudo hablar con el acusado.

“Sabemos por personas que ya han estado presas por el régimen lo que ellos son capaces de hacer para obtener información u obligarlos a decir lo que ellos quieren. Los vídeos que se han mostrado de mi hermano solo demuestran que se trata de una persecución, de un secuestro, de una violación a sus derechos y a su inmunidad parlamentaria, de una humillación a su dignidad”, aseguró la hermana del detenido desde el Palacio de Justicia, en el centro de Caracas.

Para el diputado Juan Miguel Matheus, compañero de partido de Requesens, el vídeo es solo una demostración de que el parlamentario fue sometido a tortura para lograr la confesión. “Estamos ante un Estado que se dedica a los tratos crueles e inhumanos, pues no es la primera vez que se usa la presión psicológica para obtener un testimonio que incrimine a dirigentes opositores”, aseguró. El legislador afirma que la grabación no tiene ninguna validez jurídica porque viola la Convención contra la Tortura. “Juan fue privado ilegítimamente de su libertad, se le presenta como un rehén obligado a hablar ante sus captores y sin siquiera aplicar fórmulas de la ley que corresponden a su investidura parlamentaria, sin ser presentando ante tribunales, sin que sus familiares siquiera hayan podido verlo”, declaró Matheus.

Horas después del primer vídeo se filtró otra grabación en redes sociales que muestra a Requesens sin camisa, con el calzoncillo lleno de excremento y donde se afirma que fue drogado. “Con esto siguen demostrando los golpes que da el régimen y no me refiero físicamente, sino los de la humillación que ellos le quieren causar. Juan es una persona operada (de un bypass gástrico), que cada cierto tiempo tiene que comer y cada cierto tiempo tiene que ir al baño”, agregó Rafaela.

Los Requesens —el diputado de 29 años de edad y su hermana de 26— fueron sacados de su casa la noche del martes 7 de agosto por funcionarios armados y llevados a la cárcel política de El Helicoide, sin órdenes judiciales ni explicación sobre los motivos de la detención. Esa fue la última vez que Rafaela vio a su hermano. “Me dijo ‘te amo, mándale besos a los bebés’ que son sus dos hijos”. 72 horas después sus familiares supieron de él. “Si ellos piensan que con ese vídeo dieron una fe de vida se equivocan, queremos ver a Juan y lo queremos ver libre porque es inocente”, recalcó la hermana.

La dirigencia opositora convocó a una movilización en Caracas para este sábado en rechazo a la detención arbitraria y la humillación a la que ha sido sometido Requesens.

Con información de El País

Comparte la nota:

Notas Relacionadas

Siguiente
« Nota anterior
Anterior
Next Post »